La materia traicionada

DSC05485

Como bien leemos en su rótulo comercial, AFINSA es una empresa dedicada a los “bienes tangibles”, esto es, suponemos que su sector de mercado son los objetos que se pueden tocar y palpar, vamos, lo que vulgarmente se conoce como las cosas. Corre el rumor de que, animados por el acento que ponían en la tangibilidad, miles de personas, asustadas por el carácter virtual del nuevo capitalismo, consideraban a AFINSA la última oportunidad de rematerializar la realidad, y por ella apostaron. Sin embargo, como bien recordarán, AFINSA resultó ser parte de una estafa a gran escala. Lúcidas sospechan apuntan que no fue la codicia la movilizadora de este timo. Por el contrario, AFINSA se trató desde el principio de una empresa-anzuelo, movida por los oscuros intereses de la Internacional Idealista, para destruir fuerzas del partido materialista. La materia cuenta ya con un nuevo agravio.

Fotografía enviada por Silvia Herraiz del Valle.
Anuncios